24
Abr

Claves para invertir en acciones de empresas de alto crecimiento

Invertir en acciones de empresas de alto crecimiento puede ser una estrategia poderosa para obtener retornos atractivos a largo plazo; sin embargo, no siempre resulta sencillo implementar esta estrategia en forma efectiva desde el punto de vista práctico.

Para invertir exitosamente en acciones de crecimiento necesitas entender algunos conceptos clave:

Crecimiento de ventas

Una acción no es otra cosa que un título de propiedad sobre el capital de una compañía. Por lo tanto, el precio de mercado de las acciones depende de variables relacionadas con los fundamentos del negocio, así como también con las expectativas que tenga el mercado al respecto de estos fundamentos en el futuro.

Para que el crecimiento de ganancias sea sostenible en el tiempo, conviene que el mismo esté basado en un aumento sostenido de las ventas. Es posible generar crecimiento de ganancias mediante estrategias como reducciones de costos o aumento de los márgenes de rentabilidad, sin embargo, este tipo de crecimiento en muchos casos suele tener una duración más transitoria.

Por tal motivo, la principal variable que analizan los inversores de crecimiento es la tasa de aumento en las ventas del negocio. Estos inversores están incluso dispuestos a invertir en compañías que están arrojando pérdidas, siempre y cuando consideren que en el futuro la empresa podrá mejorar sus niveles de rentabilidad y transformar estas pérdidas en ganancias.

Cuando la oportunidad de negocios es lo suficientemente atractiva a largo plazo, lo importante es generar aumentos de ventas para poder capturar ese mercado potencial. Más adelante habrá tiempo para estabilizar los costos y revertir las pérdidas.

La diversificación

Las acciones de empresas de alto crecimiento suelen ser más volátiles que el promedio de mercado. Esto se debe a que generalmente existen altas expectativas sobre el negocio: en caso de un reporte de resultados que no esté a la altura de estas expectativas, los ajustes de precios suelen ser especialmente abruptos.

Muchas acciones de alto crecimiento suelen brindar retornos decepcionantes en el tiempo, por otro lado, las acciones de crecimiento ganadoras pueden generar ganancias explosivas para el inversor.

Esto significa que el inversor de alto crecimiento debe estar dispuesto a tolerar una amplia cantidad de posiciones con retornos decepcionantes, mientras que unas pocas tenencias con retornos explosivamente por encima del promedio son las que terminan generando las ganancias del portafolio.

Por lo tanto, conviene contar con una cartera ampliamente diversificada en diferentes nombres específicos y diversos sectores económicos.

Sectores y tamaños

Muchos inversores de crecimiento suelen enfocarse en algunos segmentos puntuales de negocios, como por ejemplo Internet o biotecnología. Evidentemente, estos sectores de la economía son campo fértil para todo tipo de negocios altamente innovadores, por lo cual es bastante esperable encontrar atractivas oportunidades de inversión en compañías de crecimiento dentro de estos segmentos.

Por otro lado, es muy importante tener en cuenta que la capacidad de crecimiento de un negocio no solo está dada por el sector económico en el cual opera, sino que la cultura de la compañía y su propuesta de negocios puede ser incluso más importante.

Para que una empresa pueda ser de alto crecimiento en una industria tradicional, es importante analizar su participación de mercado y lo que esto implica en términos de potencial de expansión.

Empresas como Amazon (AMZN) y Netflix (NFLX) lideran respectivamente el mercado de e-commerce y video online, y generan explosivas tasas de crecimiento gracias al aumento de la demanda en estos negocios emergentes.

En las industrias tradicionales, los jugadores pequeños son los que suelen mostrar mayor potencial de crecimiento. En cambio, cuando se trata de industrias emergentes e innovadoras, una posición de liderazgo en el negocio puede implicar un mayor potencial.